Mediadores de Paz en la Comuna 8 de Medellín

Con la meta de formar 90 mediadores de paz, entre niños, niñas y jóvenes en la Comuna 8 de Medellín, ENCLAVE  inicia en el 2019 la convocatoria en las organizaciones sociales y la sensibilización con algunas instituciones educativas. Este proyecto es financiado por la Junta de Andalucía con el apoyo de la Fundación de Ayuda contra la Drogadicción – FAD.

Multiplicadores de Vida

En los 4 sectores de la Comuna en los que se encuentra el proyecto, Esfuerzos de Paz 1 y 2, Pacífico y Altos de la Torre, se están capacitando los Mediadores de Paz, con edades entre 7 y 12 años, el grupo de los más pequeños;  y los jóvenes con edades entre los 12 y 17 años.

Con el objetivo de sensibilizar a los niños, niñas y adolescentes sobre lo que es la cultura de paz, capacitarlos y convertirlos en multiplicadores de acciones que siembren la semilla que posibilita la convivencia, estos 90 niños se dan cita en diferentes lugares de la Comuna 8, bajo la guía de los profesionales de la Corporación, que los incitan a desarrollar habilidades, actitudes y comportamientos favorables para una cultura de diálogo y paz y a identificar los aspectos positivos y negativos del conflicto. Además de promover el respeto por la diferencia como una estrategia de reconocimiento por el otro, la otra y el entorno.  También en este contexto es importante identificar las principales problemáticas en los ámbitos familiar, escolar y barrial; y a través de la actividad hacer la invitación a cómo ante un conflicto, se pueden tener varias miradas y distintas soluciones.

Construcción colectiva de referentes de PAZ

Construcción colectiva de referentes de PAZ

Los avances a la fecha han sido muy significativos, los niños, niñas y jóvenes han encontrado el espacio para reflexionar acerca de su propia realidad, en la que se enfrentan permanentemente a situaciones de miedo, relacionado fundamentalmente con la violencia doméstica, de la cual son víctimas directas. En algunos casos también hablan del miedo derivado de la violencia en las calles, en las cuales las víctimas son sus vecinos, familiares y cuidadores.  En estas situaciones el papel de ENCLAVE, a través de sus profesionales, es fundamental para generar la conversación, y evitar, por lo menos, que estas situaciones se les hagan normales.

A la pregunta qué hacer si mis padres no me dan permiso para ir a una fiesta con los amigos dice un niña: ” hacer caso a las órdenes”. Y a la pregunta qué haría si mis padres me castigan sin motivo, dice un niño: “comprenderlos como padres”.

A pesar de encontrarse rodeados de circunstancias que privilegian la cultura de la violencia y la muerte por imposición, mantienen la esperanza de un mundo mejor. Unos manifiestan su deseo por una sociedad que sea capaz de abandonar las prácticas violentas con los niños y entre adultos, en la que se privilegie la aceptación de la diferencia y el respeto.

Actores de PAZ

Don Fabio, quien es un reciclador de Esfuerzos de Paz 1, es un actor de PAZ para los niños y niñas del barrio, porque dicen que cuando él no hace su labor, los vecinos discuten por el inadecuado uso que hacen de ese tipo de material que él recicla, pero que cuando lo hace la convivencia es distinta y mejor en su barrio.

Semillas de PAZ

En Altos de la Torre, los niños y niñas aceptaron la invitación para participar y quieren convertirse en las semillas de PAZ para transformar sus realidades.  “Quiero crecer en mi barrio y ser feliz, no quiero que cuando sea grande me quiera ir para otro lugar”.

Los valores y la PAZ

En la Institución Educativa Sol de Oriente los niños y niñas se comprometieron a mantener el proceso y multiplicar lo aprendido con sus amigos, desde el día a día.  “Vamos a promover la sana convivencia, a través del juego y la recreación”.